domingo, 19 de marzo de 2017

12 ¡HEMOS VISTO UN PUMA!

Los pumas no se ven muy bien. Están en unos recuadros que tampoco se ven muy bien. Sorry. De verdad que son pumas, la madre y un cachorro, me tenéis que creer.
Si, si. No es broma. Estábamos en el Parque Nacional Torres del Paine, el más importante de todo Sudamérica por número de visitantes al año, y de repente llegó una mujer australiana diciendo
“¡PUMA, PUMA! Detrás de esa curva, a unos 100m de aquí.
Salimos corriendo Alonso, su novia Génesis y Yo, Alegría estaba en el baño, y allí estaba la puma, era una hembra con tres cachorritos, y nosotros a pié. Era igual que una leona, un poco más pequeña, pero del mismo color. Se paró, nos miró y siguió su camino seguida de sus tres churumbeles. Todo fue muy rápido porque enseguida cruzó la carretera y se metió detrás de una loma.
El día anterior, por la tarde, estábamos dando un paseo a un mirador cuando el guía de un grupo de turistas nos dijo:
“Se está haciendo de noche. No andéis mucho tiempo por aquí porque es la hora del puma. Al anochecer empiezan a buscarse la cena”
-“Este muchacho está de broma”- pensamos. A la mañana siguiente nos dimos cuenta de que hablaba en serio.
Días después hablamos con unos holandeses que viajaban en un Land Rover y nos dijeron que también habían visto a la puma en esa misma zona.
Esto ha sido lo mejor de nuestra visita al Parque Nacional Torres del Paine, pero no lo único. La gente viene a este parque a hacer trekking y a ver las mencionadas Torres, formaciones rocosas que se alzan en vertical formando una imagen extraordinaria. Muchos viajeros se pierden esa visión por el mal tiempo que suele hacer por aquí: nuboso y ventoso; nosotros tuvimos suerte y vimos las montañas desde varios lugares, siempre con tiempo soleado.

Por cierto Alonso y Génesis, ambos de 22 años, son una pareja joven de chilenos que viajan en una pequeña furgoneta camper Suzuki. Hemos decidido viajar juntos unos días. Son una delicia, de trato agradable, valientes y siempre contentos. Nos están alegrando la vida.
En el centro Alonso y Génesis, nuestros compañeros de viaje por el sur de Chile
Ale con Génesis en Puerto Natales



Las Torres del Paine.

Armadillo, creo.
Témpano avistado durante nuestra travesía Yungai-Puerto Natales

Nuestro lugar de acampada en Puerto Natales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario